[Traducción de Montserrat Martínez García revisada y editada por Asun López-Varela. El diseño HTML, el formato, y los enlaces de George P. Landow.]


John Forster John Forster

John Forster (1812-1876) editó la revista The Foreign Quarterly Review, The Daily News y The Examiner (1847-56), y compuso una serie admirable de ensayos sobre la Commonwealth puritana durante el siglo XVII: Las vidas de los políticos de la Commonwealth (1836-39), El arresto de cinco miembros (1860), Debates sobre la Gran protesta (1860), y Biografía de Sir John Eliot (1864). Sin embargo, se le recuerda especialmente como el autor de la primera biografía de Charles Dickens (3 vols., Chapman y Hall, 1871-4), Landor (1868), y el primer volumen de La vida de Swift (1875) (Diccionario biográfico de Cambridge, p. 531).

Nacido el mismo año que Charles Dickens, pero mucho más al norte de Inglaterra, en Newcastle-on-Tyne, John Forster fue el hijo de un carnicero del pueblo que sobresalió en los círculos literarios londinenses en la década de 1830. Tras asistir a la escuela en Newcastle, en 1828 Forster viajó hacia el sur, con dirección a Londres para convertirse en abogado. No obstante, tras ir a la Universidad y a la Honorable Sociedad del Templo interior (N. del T.: uno de los cuatro colegios de abogados profesionales de Londres; fotografías ), en 1832 decidió cambiar de profesión y convertirse en periodista. Forster pronto se hizo un nombre en los círculos literarios como crítico del drama y de la literatura. Al cabo de pocos años, sus amigos incluían al ensayista romántico Charles Lamb (1775-1834) y a Leigh Hunt (1784-1859), al gran actor y empresario de Drury Lane, William MacReady (1793-1873), al artista e ilustrador •••Daniel Maclise (1806?-1870), al novelista y político Sir Edward G. D. Bulwer-Lytton, al eminente historiador de la Revolución francesa, Thomas Carlyle (1795-1881), a los poetas Walter Savage Landor (1775-1864), Robert Browning (1812-1889), y al poeta victoriano laureado, Alfred, Lord Tennyon (1809-1892). Las amistades

de Forster sobrevivieron a su manifiesta brusquedad en los modales y a su intolerancia ante la contradicción (a quien un taxista describió como a un “déspota arbitrario”)…. Características que Charles Dickens transformó en Podsnap en Nuestro amigo mutuo [Bentley et al., 95].

Al abandonar el colegio de abogados, Forster se unió al equipo de The Examiner, al que contribuyó con favorables reseñas de las historias tempranas de Dickens, recogidas en 1836-7 en Relatos de Boz. Forster se encontró con Dickens por primera vez el día de Navidad de 1836 por medio de un conocido mutuo, el novelista William Harrison Ainsworth (1805-82). Por entonces, ya se había iniciado la publicación de Las vidas de los políticos de la Commonwealth en la Enciclopedia del gobierno de Lardner. La correspondencia frecuente entre ellos condujo finalmente a la publicación del cuaderno de viaje, Notas americanas para su difusión general (2 vols., Chapman y Hall, 1842), basado en las cartas que el novelista escribió a Forster durante su primer periplo de conferencias por América (desde el 22 de enero hasta el 7 de junio de 1842), una experiencia que contribuyó significativamente en Martin Chuzzlewit (1843). A finales de 1830, los dos hombres estaban tan estrechamente relacionados en las cuestiones editoriales que, como Robert L. Patten ha comentado, Forster se convirtió en “el agente literario extraoficial” de Dickens “desde los días de Pickwick en adelante”.

A partir del número 15 de Los papeles Pickwick, Forster vio todas las pruebas de los escritos de Dickens, y en las novelas posteriores, Dickens solía consultarle durante la planificación, la escritura y la revisión. En aquellas ocasiones en las que Dickens se ausentaba de Londres, normalmente delegaba las decisiones sobre las correcciones de las pruebas a Forster. La conexión entre ellos era tan extraordinaria que Dickens confesó sólo a Forster el secreto de su trauma infantil, subyacente en tantas de sus obras, el episodio de la fábrica de betún (blacking factory episode). Fue durante la composición de David Copperfield, cuando Dickens confió este hecho al encomendar al cuidado de Forster el fragmento autobiográfico que había utilizado para la escritura de la novela. Forster sucedió brevemente a Dickens como editor de The Daily News en 1846, y posteriormente se convirtió en copropietario de Palabras de andar por casa en 1850 (•••Household Words). Se dice que las habitaciones de Forster en el número 58 de los Campos de Lincoln, su casa desde 1834 hasta su matrimonio en 1856, fueron la residencia base del abogado Tulkinghorn en La casa desolada (Bleak House). Debido a los celos hacia los amigos más jóvenes de Dickens, tales como Wilkie Collins, Forster minimizó en su biografía el papel de este escritor en los años posteriores de Dickens. Forster le asesoró legalmente cuando el novelista se separó de su mujer en los años 1850, y fue uno de los albaceas del testamento de Dickens.

Referencias

Bentley, Nicholas; Slater, Michael; y Burgis, Nina. The Dickens Index. Oxford: UP, 1990. Pp. 95-96.

Cambridge Biographical Dictionary ed. Magnus Magnusson. Cambridge: UP, 1990.

The Forster Collection

Page, Norman. A Dickens Companion. Nueva York: Schocken Books, 1984. Pp. 32-33.


Victorian Overview Autores Charles Dickens Biographical materials

Modificado por última vez el 31 de julio del año 2004; traducido el 14 de febrero de 2012